19 julio 2021

LA PEREZA QUE ANULA

 Astrología y síntomas de pereza

  

Decía el filósofo George Berkeley, nacido bajo el signo de naturaleza mística de Piscis (en cuadratura con Júpiter), que, por lo general, creamos ideas generales por hábito, por pereza mental. Y esto me recuerda a lo que dijo el escritor francés Jules Renard, “el trabajo piensa, la pereza sueña”. Creo que hoy más que nunca necesitamos generar y poner nuestra voluntad para estar activos, digamos que activar el “modo trabajo”, salir de la pereza mental, o la que sea, algo que podría sintonizar con una expresión negativa de la Luna, por ejemplo.

 

Algunos planetas, signos y la pereza

 

Hay signos donde puede estar la Luna y que sean más susceptibles de esta tendencia a la pereza, a veces puede pasar con los signos de Agua, como Cáncer y Piscis, siendo el primero de naturaleza Cardinal sabemos que tiene capacidad para ponerse muy activo, a tener en cuenta; Escorpio si está apasionado por algo va a tener mucho impulso sostenido para hacer lo que sea; y Piscis cuando está inspirado, cuando está creativo, también entra en trance y trabaja el tiempo que sea necesario. Y podemos ver los signos venusinos, la Tierra de Tauro, buscará la comodidad y disfrute de los sentidos. O Libra, signo de Aire, también busca el placer, aunque más refinado generalmente, pero hay que ver dónde está Venus y con quién y de qué manera se relaciona en la Carta Astral.

También Leo quiere disfrutar y estar ocioso, pero claro, le encanta que le admiren, el reconocimiento, ser el centro, así que tal vez esto sirva para vencer la pereza.

Y qué decir de Géminis, que puede querer vivir como un eterno adolescente, despreocupado, cambiando de ideas según convenga para no comprometerse, signo donde está ahora el Nodo Norte. Podríamos considerar un Mercurio retrógrado, pero no es definitivo. Y depende de más matices que vamos a observar en la Carta Astral, y son muchos, y aún así, hasta que no hablemos y conozcamos a la persona en cuestión, no podemos afirmar nada, pero sí trabajar juntos para ver las tendencias, contemplar su origen de manera amplia, encontrar soluciones.

 

En todo caso, la fórmula de Berkeley, “esse est percipi”, toda la realidad consiste en ser percibida, toda la realidad es idea, nos viene ahora mejor que nunca meditar en ello. Nos damos cuenta de que la vida son percepciones, una, después otra y otra, y nuestro tiempo interior, la memoria, nos permite acumularlas. Queremos estar activamente perceptivos cada uno de nosotros, no nos va eso de la pereza. Y aquí, cuando hablamos de idea, estamos tomando como referencia a John Locke, estamos hablando de nuestras sensaciones y experiencias.

 

Hoy en día parece que quisieran que sólo estuviéramos inmersos en la materia, en la ficción, sin embargo, Berkeley nos decía “la materia no es nada”, por eso denominó a su teoría “inmaterialismo”. Para él, la única realidad es la del espíritu, y el materialismo niega la razón. Sólo existe una realidad verdadera, el espíritu, la mente, el yo mismo: el ser activamente perceptivo. Y va a ser la voluntad la que nos permita distinguir la verdadera realidad, lo espiritual, de la ficción.





No hay comentarios:

Publicar un comentario